Britney Spears es una de las cantantes más ricas de la industria, pero por alguna extraña razón a ella le gusta gastar dinero en lo que gastan los pobres. A pesar de haber hecho unos 10 millones de dólares el año pasado, la cantante no parece interesada en gastarlo en tiendas elegantes… ni en ropa… (well, eso ya lo sabíamos). Ella se ha gastado una fortuna en Kmart, IHOP y 7-11. Well, el dinero no compra la clase… right? Hollyscoop reporta que  TMZ  obtuvo unos documentos (nadie sabe como) donde se ve el gasto de Britney el año pasado en tonterías y comida chatarra… $6.8 millones. La mujer se gastó $6.8 millones comprando Cheetos! Ok, no Cheetos pero sí comida chatarra. El website obtuvo facturas de Subway, Wetzel’s Pretzels, Domino’s, IHOP, 7-11, El Pollo Loco, McDonalds, In-N-Out, Coffe Bean, Starbucks y Romano’s Macaroni Grill. So, Britney es como cualquier mortal, ama la comida chatarra y gasta millones en ella (Ok, eso de los millones no lo hace ningún mortal…LOL!) También se dice que Britney le dio al padre de su sobrina, Casey Aldridge, $1500 dólares, lo cual parece muy generoso, pero claro Britney hizo $10 millones de dólares el año pasado. Of course… $1500 es como una limosna, tal vez se le cayeron mientras compraba Cheetos y ni se dio cuenta! HA! Esta vida de los famoso y millonarios!! CRYYYYY!!!!

7892749475lo

Britney en Beverly Hills 
(12/08/13)

 

Goshh! Esto debe ser un de esos chismes WTF? Realmente no creo que se gaste esa cantidad… lloro de pensarlo… millones en Cheetos y bubble gum? OMG Cryyyyyy again!!!