Joan Rivers salió de Terapia Intensiva y descansa cómodamente en una habitación, así lo comunicó la hija de la Fashion Police, Melissa Rivers. En un reciente comunicado sobre su madre, emitido este miércoles 3 de septiembre, Melissa dice que la comediante de 81 años ha sido transferida a una habitación privada en el Mount Sinai Hospital en New York.

“Mi madre ha sido trasladada de terapia intensiva a una habitación privada donde está cómoda. Gracias por su continuo apoyo” – dice el comunicado.

Melissa Rivers ha ofrecido boletines casi diarios sobre la salud de su madre, desde que la Fashion Police fue hospitalizada el 28 de agosto, por complicaciones durante una cirugía ambulatoria en la garganta en sus cuerdas vocales. Desde esa mañana que ingresó de emergencia Joan ha estado en un coma inducido.

Los doctores comenzaron a sacarla del coma en domingo 31 de agosto, pero hasta el martes 2 de septiembre, ella aún estaba en terapia intensiva.

“Mi madre estaría tan conmovida por los tributos y las oraciones que hemos recibido alrededor del mundo” – dijo Melissa en un comunicado anterior. “Su condición sigue siendo grave pero está recibiendo el mejor tratamiento y cuidados posible. Pedimos que continúen rezando por ella para que se recupere.”

Well, aunque salió de terapia intensiva tristemente esto suena a que no ha mejorado…  🙁

Joan Rivers salió de Terapia Intensiva, 
 según informa su hija Melissa 
Us

 

 

update

(04/09/14)

Joan Rivers murió a los 81 años. De acuerdo a TMZ, su hija Melissa decidió desconectar a su madre de los aparatos vitales, Joan falleció en una habitación privada. RIP. La muerte de la legendaria comediante y host de Fashion Police fue reportada al NYC Medical Examiner’s Office – los oficiales dijeron al website que abriran una investigación para determinar la causa de su muerte.

Melissa emitió un comunicado para anunciar el fallecieminto de su madre:

“Con una enorme tristeza anuncio la muerte de mi madre, Joan Rivers.”

“Ella falleció  tranquilamente a la 1:17 pm rodada de sus familares y amigos cercanos. Mi hijo y yo nos gustaría agradecer a los doctores, enfermeras y al equipo del Mount Sinai hospital por el increible cuidado que le dieron a mi madre.”