Según la nueva OK! magazine, Nicole Kidman y Keith Urban están fingiendo un matrimonio feliz, pero han llegado al punto de quiebre. “Ya no pueden seguir fingiendo”. Nicole vuelve loco a Keith. Duermen en cuartos separados.

Nicole Kidman y Keith Urban fingiendo un matrimonio feliz (Ok!)

Los esposo desde hace 13 años frecuentemente van demostrando su amor en las red carpets, entrevistas y en las redes sociales, pero según OK! ellos solo fingen que son felices juntos.

“Ellos no se llevan para nada e incluso han estado durmiendo en habitaciones separadas y pasando muy poco tiempo como pareja” dijo el insider.

Supuestamente ellos tienen problemas con los celos y con las ganas de Nicole de tener más hijos.

“Ellos creen que necesitan actuar como enamorados para las cámaras y simular que todo está bien. Es como que su imagen importa más que realmente arreglar sus problemas matrimoniales”.

Nicole ha estado molestando a Keith con querer tener mas hijos, pero el cantante siente que ya están bien con dos hijas. Y que otro baby en sus vidas no seria bueno para sus ocupadas carreras.

Otro supuesto problema entre la Kidman y su esposo es el supuesto coqueteo de Keith con la cantante de 25 años, Julia Michaels, quien abrió los conciertos de Urban a comienzos de este año.

“Keith es un hombre atractivo – y las mujeres siempre estas lanzándose encima de él” dice el insider.

“Nicole tiene todo el derecho a sentirse amenazada, pero sus acusaciones lo están volviendo loco.”

Pero no solo es Nicole Kidman la celosa, Keith también tiene celos de su esposa hablando de lo segura y protegida que se sintió casada con su ex Tom Cruise.

“Nicole encuentra los celos de Keith totalmente fuera de base, pero él no lo deja pasar, y las constantes peleas los tienen en un punto de quiebre.”

Desde aquí el chismoso empieza a especular que si Nic y Keith se divorciar van a pelear por el dinero y la custodia de sus hijas. Right! Si se divorcian…

Nicole Kidman y Keith Urban fingiendo un matrimonio feliz (Ok!)

 

Nicole Kidman y Keith Urban fingiendo un matrimonio feliz (Ok!)