En el caso del Robo a Kim Kardashian en París, el conserje es el testigo principal. Este subió al ascensor privado del apartamento de la KK y abrió la puerta a los ladrones que se llevaron joyas valoradas en $10 millones de dólares.

Kim le ha contado a la policía como fue su interacción con el conserje durante el robo.

Según TMZ, la reality star tuvo una larga entrevista con la policía por teléfono (sip, por teléfono) y les contó lo siguiente:

  • El conserje estaba esposado y abrió la puerta de su apartamento.
  • “Él abrió la puerta y dejó entrar a los ladrones y estuvo ahí todo el tiempo ” dijo Kim.
  • Kim dijo a la policía que ella habló con el conserje, diciendo: “Vamos a morir?” Y él calmadamente le contestó “No lo sé.”
  • Kim señaló que el conserje estaba extremadamente calmado, a pesar de estar esposado y apuntado con un arma.
  • La Kardashian dice que cuando los ladrones se fueron del apartamento, se llevaron al conserje con ellos y lo dejaron en el lobby y sus manos aún estaba esposadas.

La policía francesa sigue investigando pero creen que esto fue un trabajo interno. Además, no hay más testigos, ni vídeos de vigilancia en el lugar. It’s a mistery!!